Las 8 versiones contradictorias de Laura Moreno el día que murió Luis Andrés Colmenares.

 Laura Moreno se encuentra entre la espada y la pared por versiones contradictorias.

La Procuraduría enumera ocho versiones entregadas por Laura sobre la supuesta caída de Colmenares: “ofreció variadas y contradictorias versiones sobre lo ocurrido en torno a la desaparición y muerte de Colmenares”.

La primera versión de Moreno, dada al patrullero Eduard Abril, fue que “a las dos cuadras ella lo había alcanzado a tomar, pero que el muchacho estaba un poco alterado y no lo pudo sostener, por lo que continuó corriendo y que lo último que vio fue cuando él cayó al caño”.

En la segunda versión, esta vez al patrullero Hélbert Gutiérrez, cita el procurador, “ella lo logró alcanzar en el canal, que se sentaron en una banca los dos (Laura y Luis Andrés), cuando de repente él se paró, se lanzó al canal y que ella no lo vio salir”.

En la tercera, al patrullero Wilson Mahecha, se señala que “ellas (Laura y Jessy) habían salido detrás y lo habían alcanzado frente a EL HERALDO, ahí en la 85 con 13 A, que se habían sentado en una banca a hablar por espacio de 5 o 10 minutos y de un momento a otro él se levantó, salió corriendo al caño y se lanzó, que ahí no lo volvieron a ver, que no supieron si salió o no salió”.

En la cuarta, al bombero Isaías Lizarazo, se dijo que “ella venía detrás y que al llegar al mencionado canal, él se había desaparecido”.

La versión cinco, al segundo grupo de bomberos, el de la tarde, fue que “en vista de que Jessy tenía tacones y no podía correr se quedó ahí esperando a los compañeros (…), a la altura de la ciclorruta que se encuentra en El Virrey alcanzó a agarrar a Luis Andrés y le dijo que se calmara, sin embargo, él se suelta y siguió corriendo hacia el norte hasta que, dice, lo vio caer”.

A la madre del joven guajiro, Oneida Escobar, Moreno le dio la sexta versión señalada por el ente de control: “cuando iban por el edificio de Ecopetrol a él se le cae el reloj, lo recoge y emprende carrera nuevamente, ella continúa corriendo tras él y a la altura de la ciclorruta de El Virrey lo alcanza por segunda vez, afirma que allí lo abraza pero él se le suelta y se lanza al canal, momento en el que dice solo vio sus pies en el aire”.

La séptima versión, detalla el procurador, la entrega Moreno a Ulises Ibarra, familiar de la víctima: “durante el trayecto hasta El Virrey ella lo alcanza en dos o tres oportunidades, momentos en los cuales lo abrazó pero que él seguía en su carrera (…), la última vez que logró alcanzarlo fue en El Virrey, sobre la carrera 14 con 88, en donde se le soltó nuevamente y corrió hacia el caño, punto en el que dijo lo vio saltar. Ella le afirmó a ese testigo que cae abajo del puente peatonal, en la bocacalle de la 14 con 88”.

Y la octava y última versión se la dio al investigador del CTI, Sergio Prada, en la reconstrucción de los hechos: “frente al diario EL HERALDO Moreno afirma que logró alcanzar a Colmenares, desde ese punto señala que agarrada a él caminaron y saltaron la cerca metálica que bordea el andén, sin enredarse ni caerse, hasta donde hay una banca de cemento sitio en el cual Colmenares se suelta y salió corriendo para caer en el canal (…), sin embargo, en todo ese recorrido en ningún momento se simuló detención alguna de Luis Andrés para recoger el reloj, que según otra versión de la acusada, supuestamente se le había caído”.

Concluye de esta manera el delegado del Ministerio Público al respecto que “son tantas y tan indiscutibles las contradicciones e incoherencias descritas en precedencia, que resulta total y seriamente comprometida la credibilidad de la teoría presentada por la defensa de las acusadas”.

Visto en: El Heraldo.co

Foto : Semana.com

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!